NUEVA YORK (consejos, preparación del viaje y ESTA)

IMG_20150607_140127                       Consejos, preparación del viaje y ESTA

Esta guía proporciona una serie de rutas y pistas para facilitar tu viaje a Nueva York. Las rutas y sus tiempos son estimadas. Es recomendable que hagáis la vuestra propia adecuándoos a vuestros gustos e intereses y a los tiempos de estancia en la ciudad. Recomiendo lo primero que planifiquéis como mínimo una semana para el viaje. Nueva York es una ciudad muy grande dividida en claros barrios, lo que hace muy fácil planificar el dedicarle un día a unas visitas y otros a otras. Esto ayuda además de a planificar el tiempo, a suplir un plan con otro según encontréis las condiciones atmosféricas. Es muy práctico, sobretodo para los museos y espectáculos, tener compradas las entradas anticipadas: se ahorra tiempo de esperas, colas, sorpresas y dinero, sobretodo en los musicales y teatros, pero hay trucos que comentaremos luego.
Lo primero antes de ir a NYC es asegurarnos de la previsión meteorológica para el periodo en que decidáis viajar. http://www.tiempo.com/nueva-york.htm Los inviernos son muy fríos, con bastante posibilidad de nieve, que incluso puede afectar a los vuelos, y los veranos son cálidos. Pero no llenéis mucho la maleta. Recordad que vais a una ciudad done acabareis comprando muchos souvenirs y donde las gangas en ropa, zapatos y electrónica son importantes. Es importante que sobre el tema de las adquisiciones de ciertos productos (multimedia y electrónica, apple, bebidas, tabaco,…) conozcáis un poco la legislación del país, para saber si tenéis la idea ya, que podéis entrar y en qué cantidades en aduana de USA y vuestro país. Como documento obligatorio para viajar, además de vuestros billetes de viaje, siendo ciudadanos españoles, en un principio sólo es necesario tener NIF o NIE y Pasaporte en regla y y sobretodo muy importante el documento ESTA. Podéis solicitarlo en esta web, la oficial: http://www.esta.us/espanol.html
ESTA es un sistema de solicitud en línea, desarrollado por el gobierno de Estados Unidos para pre-examinar a los pasajeros antes de permitirle ingresar a Estados Unidos. Debido al aumento de regulaciones de seguridad que tomaron efecto en enero del 2009 – los visitantes bajo el Programa Visa Waiver deberían solicitar por su Autorización de Viaje, antes de su viaje a Estados Unidos. Además, todos los pasajeros deberían de portar un pasaporte de lectura electrónica para poder ser admitidos en Estados Unidos. El proceso de solicitud ESTA es completamente en línea y es operado por el U.S. Department of Homeland Security (DHS).

IMG_20150819_000023

El documento de ESTA deberán aprobarlo las autoridades una vez cumplimentado y pagado; debéis imprimirlo y llevad también una copia con vosotros SIEMPRE, no solo durante el viaje, porque en cualquier momento de la estancia, no solo en el tránsito del aeropuerto y frontera/aduana, pueden pedíroslo las autoridades. Y lo hacen. Podéis llevar la aprobación también como email o captura de pantalla en foto en el smartphone pero no tiene validez, solo como comprobante para imprimir si lo perdéis. Es verdad que las medidas de seguridad de seguridad son farragosas y parecen desmesuradas, pero es un país muy grande, multi-cultural, de mucho tránsito, que ha sufrido por el tema del terrorismo. Uno acaba entendiendo ese control. Sobretodo no perdáis la paciencia si os registran equipaje, os hacen preguntas, os piden los documentos varias veces… el viaje transoceánico ya es cansado pero recordad que vais de vacaciones. Sed tranquilos y cooperad con las autoridades, que en realidad suelen ser muy amables y cumplen su trabajo. Os recomiendo si no lleváis por la mano el inglés llevar al menos un poco preparadas las respuestas a lo básico que os preguntaran: Quienes sois, que venís a hacer a EEUU o por qué motivo es el viaje, donde os alojareis y desde cuando hasta cuando. Una vez cojáis vuestro equipaje, procurad tener planificada la ida a vuestro alojamiento, al menos el camino, parada de metro, tren y dirección al hotel, hostel, casa de hospedaje o dirección y nombre de inquilino si es conocido o arrendatario de una room o flat de un servicio AirB2B por ejemplo. Suele haber un tren lanzadera desde la terminal de los aeropuertos que no se paga hasta la llegada a la estación principal de los metros y trenes de cercanías. Una vez allí para salir sí deberéis usar las maquinas expendedoras de billetes de tren o metro. En las máquinas expendedoras del metro es aconsejable comprar una tarjeta personal de viajes recargable. Los billetes no son baratos pero sí permiten transbordo. Para que os hagáis una idea de la tarifa, unos diez dólares permite unos 4-5 viajes, hasta nueva recarga. En las máquinas, en varios idiomas, podéis consultar otras opciones como billetes semanales, de XX días, etc. Os recomiendo siempre el primer día, si no lo lleváis en una guía, que os hagáis con un mapa en cualquier quiosco de prensa o librería de Manhattan. Son muy económicos, de 5$ a 10$ según el tamaño, y llevan mucha información importante, como horarios y lineas de metro y bus, y todo el callejero importante de la ciudad. Lo usareis a diario. Marcad vuestras zonas planificadas, lo que queréis visitar, vuestro Hotel o residencia puntual, el metro más cercano… Lo que encontréis más útil. Para situaros y saber ir y volver. Respeto al hospedaje, dependerá de vuestro presupuesto, cuanta más antelación más fácil. Cuanto más alejado del centro de Manhattan más económico. Un buen barrio es Brooklyn porque los hoteles y apartamentos cercanos a la Gran manzana son MUY caros. De ahí que os haya recomendado el servicio de B2B o un hostel de Bed&Breakfast. Según se ajuste a vuestro presupuesto. Brooklyn está muy bien comunicado, tiene algunas de los zonas más de moda en el aspecto indie, hipster y bucólico. Alguna de las zonas son de gente más obrera, y otras cuentan con más comunidad latina. Y recuerda mucho a un barrio más europeo. Además sin duda es mucho más seguro que alojarse en Harlem o el Bronx, y menos caótico que Soho o Broadway. Sea donde sea, buscad al estableceros lo más útil: una farmacia, un badulake o ultramarinos que suelen ser de 24 h. el metro más cercano. Poneos calzado cómodo y a caminar. Llevad siempre documentación, ESTA, moneda (Pedid siempre con un par de semanas en vuestro banco en España el cambio de algo de moneda) y tarjeta de crédito, y vuestro mapa.
Es muy recomendable que vayáis a pie por la ciudad todo lo que podáis. Veréis que por el tránsito lo de coger un Yellow Taxi tiene gracia, pero no es práctico ni barato, teniendo en cuenta la muy buena comunicación de red de metros y cercanías (mejor que buses). Cuidado en el metro con los carteristas. Vigilad bolsillos y mochilas o bolsos. Además disfrutareis más de la ciudad cuanto más la caminéis. Si que es cierto que hay que ser práctico y por ejemplo trayectos de hotel a aeropuerto y viceversa, se pueden hacer con compañías secundarias de Taxis, oficiales, pero privadas y de menos flota, con los que se acuerda un precio antes de la carrera, y puede ser muy cómodo y pintoresco, porque os podéis encontrar con coches americanos antiguos y taxistas muy pintorescos.
Como recomendaciones, debo deciros respecto a las comidas: Probad si o si un baggel de cualquier puesto callejero, un buen cappucino o mokaccino de starbucks o semejantes. Probad algunas hamburguesas de las grandes cadenas, los menús son muy buenos, económicos o nada que ver en tamaño y sabor con los eurpeos: McDonald’s, Burguer King o sobretodo de Wendy’s. Los mejores Hot dogs los probareis en Nathan’s Original Hotdogs, en Coney Island, donde además se celebra un concurso de ”comilona de perritos calientes” con ganador/a masculino y femenino anual. En los puestos callejeros podéis comer take away food, comida para llevar y salir del paso todo tipo de comida: halal, hindú, china, japonesa, donuts, mexicana… De todo. Increíbles los menús de comida china en Chinatown. El mejor arroz y pato laqueado sin duda. Son buenísimos las múltiples tiendas de yogur helado con toppings, como tentempié refrescante, y no podéis dejar de visitar para una cena, el pequeño barrio de Little Italy donde en un par o tres de manzanas se concentran las mejores tratorías y pizzerías de la ciudad.
Antes de comentaros un ejemplo de lo que podéis ver en una semana, unos apuntes más: Al menos intentad asistir a un par de museos. EL MOMA de arte moderno tiene además de una colección immensa, una disposición muy divertida y exposiciones itinerantes o puntuales, muy interesantes; Es muy ameno de visitar, y podéis encontrar retrospectivas de artistas populares, el Retrospective de Björk en el 2015, o performances en vivo, como “The artist is present” de Marina Abramovic en el 2014, o exposiciones sobre música, cine y fotografía.

Hisilicon Balong

En cualquier guía veréis como, si no tenéis tickets para ir a cualquier musical u obra teatral al que queráis acudir (es caro, si, pero vale mucho la pena…), os recomienda acudir a las taquillas situadas en pleno Times Square. Se hacen unas colas enormes diarias, pues aquí se ponen a la venta las entradas para casi todos los musicales y obras de la ciudad, para ese mismo día (o noche) con descuentos, pues son las últimas plazas. Hay que tener paciencia pero vale la pena esperarse a la cola. Id con la mente abierta, porque igual tenéis muchas ganas de ver un musical pero cuando lleguéis no tenéis entradas para ese día, pero si para el siguiente, o para otro. Tal y como dicen los organizadores de la cola: Id a ver lo que queráis o podáis pero sobretodo disfrutadlo. Puede que los últimos estrenos no estén en últimas ventas allí; Si eso ocurre y uno os interesa mucho, podéis ir durante la mañana a la taquilla del teatro donde se haga la obra. Allí pueden tener también últimas entradas, aunque sin descuentos. Los precios de los musicales más caros (The Lion King, Aladdin, Mamma Mia, Sister Act, Chicago…) rondan de los 180$ a los 120$ y pueden llegar a tener la mitad de precio en esta cola.
No dudéis en pasar por las tiendas de Manhattan, si os llega el presupuesto para comprar, pero si no verlas es un espectáculo. La Apple store con su entrada de cubo transparente y tienda soterrada no tiene comparación con ninguna otra de Europa. El gran almacén Forever21 tiene grandes marcas de todo tipo con muchas ofertas y prácticamente es un gran outlet. Si os sobran días hay excursiones con salidas de la ciudad a grandes centros comerciales de tiendas y boutiques Outlets en las afueras, junto a las zonas universitarias, de todas las grandes marcas americanas y europeas. Las marcas Levi’s, Reebok, Guess, Zara, etc, tienen sus propias tiendas y todas suelen tener un apartado de oportunidades. Y para las chicas, las shops de Victoria’s Secret son un paraíso de la lencería con mucho gusto, asequible y un toque entre moderno y barroco. Por otra parte son de imprescindible visita las tiendas de Lego, M&M’s y la gran Disney Store, todas ellas por Times Square. Y en música, la famosa Rough trade.
Un consejo más: El viaje en ferry a Liberty Island es un poco cansado, son casi dos horas y a no ser que os apetezca mucho ver la a Miss Liberty, por precio (porque este ferry si tiene coste) y teniendo en cuenta que hay que regirse por los horarios, es relativamente recomendable. Desde el puente Brooklyn tendréis una bonita perspectiva de la estatua de la libertad y su isla. Tras los ataques del 11-S, las subidas a la estatua están un poco más restringidas, y no deja de ser un mirador más bajo que otros mucho más recomendables como el imprescindible Empire State. Respecto a este edificio, el Empire, tiene una visita guiada al mirador. Pero existe un truco qu negaremos haberos contado. En el piso 63 hay una escuela de idiomas de Inglés http://www.kaplaninternational.com/united-states/new-york/empire-state-english-school Aquí entran en juego vuestro mínimo inglés, vuestras ganas de echarle un poco de cara para ahorrar y vuestras dotes interpretativas. Podéis acceder al edificio por cualquier puerta, y pedir en el mostrador un pase para ir a ese piso para hacer una consulta con la escuela de idiomas. Sólo deberéis mostrar vuestra identificación personal y os darán un pase para ese piso. Una vez allí consultad en el mostrador sobre los cursos acelerados de un mes, como si pidierais información, porque quien sabe… ”igual estáis de vacaciones pero os apetece volver en breve y hacer un curso allí”. Las chicas son amabilisimas, y a nosotros luego nos enseñaron todo el piso y las magnificas vistas que disfrutamos en la restroom de la escuela. Pudimos incluso hacer fotos, porque al fin y al cabo ellos venden también el que su escuela esté allí situada. Desde luego evitamos colas y vimos lo mismo que en el mirador que suele estar repleto de turistas. Si a pesar de todo no queréis ser tan piratas y preferís la visita guiada, podéis comprar los tickets previamente online, en el mismo Empire, o incluidos en un típico pase de visitas del tipo NYC·citypass .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *